Doce miradas

Y viendo el proyecto doce miradas de, entre otras, mi querida y admirada Lorena Fernández, y deseándoles(/nos) lo mejor, me apeteció escribir esto:

… Y de aprender a respetar nuestras miradas,
y de aprender a amar nuestras visiones,
y de aprender a reconocer nuestros errores,
y de aprender a admirar tanta compasión
y tanta pasión que mueven el mundo…

… podremos aprender a mirar juntas, y juntos.

Miradas diferentes,
los mismos derechos,

viendo el nuevo mundo según lo creamos,
creando el nuevo mundo según lo vemos.

Esta entrada fue publicada en Personal (Andoni). Guarda el enlace permanente.